Mazda CX-9 2013

Mazda CX-9 2013
Para toda la familia. 

Manejamos el mayor vehículo de la familia, el Mazda CX-9 2013, una camioneta donde cabe toda la familia y también toda la diversión.

 

CLAVES DEL MAZDA CX-9 2013

 

1. Espacio

 

El Mazda CX-9 2013 es una camioneta destinada a cubrir las necesidades de una familia. Con tres filas de asientos y capacidad para 7 personas, este vehículo termina con el estrés de la falta de espacio para acomodar a todos.

 

2. Espíritu juvenil

 

Ser el mayor no significa ser el más serio, en la familia Zoom-Zoom todos traen espíritu juvenil. Lo mismo sucede con la CX-9, que a pesar de sus grandes proporciones ofrece las sensaciones de manejo de un vehículo más pequeño y una sorprendente agilidad.

 

3. Nuevas tecnologías

 

En su versión 2013, el interior de la CX-9 ofrece una pantalla de 5.8 pulgadas donde se muestra diferente tipo de información. Llega también la integración con Pandora, una actualización al sistema de Bluetooth y una tecnología que permite mostrar en la pantalla los mensajes de texto que se reciban si se encuentra un smartphone conectado al auto.

 

4. Precio

 

Nuestra unidad de pruebas era el Mazda CX-9 Grand Touring FWD 2013, la versión tope de gama, que comienza en$34,785; si a esto le añadimos algunas opciones, nos encontramos con un precio final de $38,265. En su versión más austera, el precio inicial de la CX-9 2013 es de $29,785.

 

BUEN DISEÑO Y DESEMPEÑO EN EL MAZDA CX-9 2013

 

Mazda transmite los valores de su firma a todos sus vehículos sin discriminación de tamaño. Según esta filosofía, una utilitaria no tiene por que ser aburrida, incluso si es una camioneta de tres filas de asientos capaz de acomodar hasta siete pasajeros.

 

La primera mirada al exterior del Mazda CX-9 nos muestra una SUV grande pero de armoniosas y fluidas proporciones. Para 2013, la marca ha actualizado el exterior con su nuevo lenguaje de diseño KODO, enfocado a acentuar la ilusión de movimiento en las líneas del vehículo, incluso cuando este se encuentra estático. En general, se aprecian las señas inconfundibles del sello de la constructora, que se ha ganado una satisfactoria y bien merecida reputación en el apartado de diseño.

 

En el interior la característica más notable a destacar es el espacio. Sus dos primeras filas cuentan con suficiente amplitud y comodidad; sin embargo, la tercera fila tiene apretada la altura al techo, por lo que pasajeros de estatura mediana ya se verían bastante ajustados si tuvieran que viajar en estos asientos. El acceso a esta tercera fila es sencillo, gracias a que la puerta trasera es larga y la segunda hilera de asientos se reclina y se desliza fácilmente. Esta misma cualidad es otro punto a favor a la hora de evaluar la capacidad de carga, sin el menor drama, los asientos traseros se acomodan para ofrecer unos admirables 100.7 pies cúbicos de espacio.

 

El propulsor encargado de movilizar al Mazda CX-9 2013 es un V6 de 3.7 litros que entrega 273 HP y 270 libras-pie de torsión. La transmisión es automática de seis velocidades. Hay posibilidad de elegir entre tracción a las ruedas delanteras (AWD) o tracción a las cuatro ruedas (FWD), esta última era la opción de nuestro vehículo de pruebas.

 

El consumo de combustible en la unidad que manejamos era de 17 mpg en ciudad y 24 mpg en carretera, para un consumo combinado de 19 mpg.

 

Nos gustó como se siente todo este conjunto al volante. Lejos de ser una SUV perezosa o incómoda de manejar, la CX-9 se mueve como si fuera un auto de menor tamaño. La característica principal de su manejo es el confort, pero hay que destacar lo cual es quizás el mayor logro de Mazda con esta camioneta, su buen comportamiento en curvas. Esta SUV es ágil y se maneja de forma sencilla, podríamos decir que hasta con gracia.

 

El interior muestra un estilo moderno, con líneas estilizadas y ángulos bien pensados. La calidad de los materiales es bastante buena, complaciendo las expectativas de un público que ya tiene asumido que la calidad no es negociable. Al centro de la cabina encontramos una pantalla de 5.8 pulgadas que llega de manera estándar para todas las versiones. Aquí se visualiza la información de varias funciones del vehículo, incluyendo la nueva tecnología de entretenimiento que permite la integración con Pandora, el revisado sistema de Bluetooth y la función a través de la cual se visualizan mensajes de texto si se reciben en un smartphone conectado al auto.

 

Para concluir, nos gustaría añadir que esta SUV no se limita a cargar con toda la familia, ¡también puede remolcar hasta 3,500 libras! Como decíamos, nadie se queda afuera con el Mazda CX-9 2013.

 

RIVALES DEL MAZDA CX-9 2013

 

Ford Flex

 

Hyundai Santa Fe

 

Chevrolet Traverse

 

CONCLUSIONES

 

Con una inclinación decididamente familiar, este es un vehículo a considerar si se tienen que cubrir necesidades diarias como transportar a los niños a la escuela y acomodar a la familia y sus pertenencias. El Mazda CX-9 2013 es una opción muy respetable en el segmento de las SUV grandes, no solo por su estilo atractivo, sino también por la facilidad de su manejo, que definitivamente le hará la vida más sencilla a su conductor o conductora. Hay más marcas y modelos a considerar, por supuesto, pero el CX-9 se merece que lo tomen en cuenta.

 

Fuente:

COMENTARIOS