Lexus IS 250 2014

Lexus IS 250 2014
Elegante, lujoso y grande

Lexus rediseña su IS 250 2014 para hacerlo más elegante, lujoso y grande. Un pequeño sedán que debería ser más deportivo, pero que, a cambio, proporciona grandes dosis de exclusividad a quien lo posee.

 

1. Completo rediseño

 

Una de las grandes novedades de Lexus para el 2014 ha sido el completo rediseño al que ha sometido a su pequeño sedan deportivo Lexus IS 250. El cambio más destacado ha sido el incremento de la distancia ejes, algo que ha significado no solo una ganancia de espacio en el interior, sino una mejora en la estabilidad y en el confort de marcha.

 

El Lexus IS 250 2014 se convierte así en un auto más equilibrado y abierto a un universo más grande de compradores.

 

2. Interior refinado

 

Con permiso del CT200h es el modelo más barato de la gama Lexus. Eso nos óbice para que el pequeño sedan deportivo no presente un interior inmaculado y dotado de amenidades. Como gran novedad, todos los Lexus IS250 cuentan con la opción de añadir el Remote Touch (el conocido control a modo de ratón que Lexus utiliza para gestionar todo el sistema de infotenimiento del vehículo), el sistema de monitoreo de puntos ciegos y el sistema de advertencia de cambio indeseado de carril.

 

3. Precios

 

Ofrecido en versión de tracción trasera e integral, el precio de un IS 250 2014 arranca en 37,010 USD. Por ese desembolso, se obtiene un modelo bien plagado de detalles como rines de aleación de 17 pulgadas, luces de xenón, reglaje eléctrico de asientos delanteros, pantalla de siete pulgadas, radio satélite, entre otros.

 

Como es habitual en marcas de lujo, no existe niveles de acabado a disposición de compradores, así que cada uno de los extras o paquetes opcionales se pagan independientemente.

 

Destacamos un paquete Navigation System, porque incorpora el menionado Remote Touch de Lexus, un paquete Premium, con asientos delanteros ventilados y calefactados, un paqute Luxury, con monitoreo de puntos ciegos, limpiaparabrisas automáticos, tapicería de cuero, etc., y el conocido paquete F-Sport, con rines de 18 pulgadas, suspensión deportiva y cuadro de relojes inspirado en el LFA.

 

Ni que decir tiene que incorporar todos estos paquetes y extras significa desembolsar otros cuantos miles de dólares.

 

Al volante del Lexus IS 250

 

El Lexus IS 250 no era antes el sedán deportivo capaz de hacer sombra a los más ágiles sedanes alemanes y tampoco lo es ahora. Su motor V6 no tiene la respuesta tan contundente que demanda un mercado tan exigente como el de los sedanes deportivos.

 

Con 204 HP y 185 lb-pie de torque, resulta refinado, pero le falta algo de carácter. Cualquier cuatro cilindros turboalimentado de sus rivales BMW Serie 3 o Audi A4, incluso del Cadillac CTS, disponen de más fuerza y mejores consumos.

 

Para respuesta más deportiva, el Lexus IS 350 representa un salto cualitativo con sus 102 HP de más, pero eso implica un incremento de precio y de consumo de combustible.

 

Su bastidor tampoco está orientado hacia la deportividad extrema, máxime ahora que ha alargado su distancia entre ejes. Bien es cierto que su dirección es excelsa y comunica extraordinariamente en tramos con curva, pero también lo es que su esquema de suspensiones está atemperado y que no invita a la radicalidad.

 

Sólo con el paquete F-Sport de suspensiones más firmes, podemos sacar algo más jugo a la experiencia de manejo.

 

En manejo sosegado, sin embargo, los cambios del 2014 han sido efectivos. El IS 250 es estable, confortable y seguro y es un auto indicado para actuar de commuter diario.

 

Interior de primera

 

Dentro, el IS 250 es tan elegante y distinguido como cualquiera de sus rivales. Fiel a su naturaleza de auto premium, el acabado es de primera calidad con tapicería de cuero e inserciones de madera y metal. Incluso la calidad de los plásticos es de primera.

 

Fiel a su naturaleza Lexus, el control de los mandos es intuitivo y sencillo. Nuestra unidad de pruebas montaba el Remote Control para manejar todo el sistema de infotenimiento desde un mando con forma de ratón de computadora.

 

Se trata, a nuestro juicio, de una idea brillante aunque, como ya hemos denunciado en anteriores pruebas, creemos que el mando es demasiado sensitivo y en plena conducción se dificulta marcar el componente deseado.

 

Con la ganancia de dimensiones, el IS ha mejorado el espacio y el acceso a la fila trasera. Con ello, el IS es capaz ahora, por fin, de competir con sus más directos rivales. Además, con casi 14 pies cúbicos de espacio para carga, está por encima de la media de su segmento.

 

Rivales

 

El Lexus IS 250 compite de lleno en un disputado segmento, el de los sedanes deportivos, que tiene como grandes representantes a los modelos alemanes, Serie 3, Audi A4 y Mercedes Clase C. Otros modelos que merece la pena destacar son los nuevos Infiniti Q50 y Cadillac ATS.

 

Nos gusta

 

Interior casi artesanal

 

Espacio trasero

 

Dirección muy comunicativa

 

Nos gustaría

 

Más fuerza en el V6

 

Suspensiones más deportivas

 

¿Por qué comprarlo?

 

El Lexus IS 250 no es el auto indicado para un comprador que busque un sedan con intenciones deportivas. Con la llegada de 2014, Lexus ha vuelto a poner el énfasis en confort y lujo por encima de prestaciones.

 

El motor V6 es suave y silencioso pero le falta el punch que sí tienen la mayoría de sus rivales. Verdaderamente, el IS 250 es un modelo que hará las delicias de los amantes de Lexus.

 

Es cómodo, elegante y seguro, un pequeño auto distinguido al que se puede acceder por menos de 40,000 USD.

 

COMENTARIOS