October 29, 2012

¡Mi casa está inundada! ¿Ahora qué hago?

¡Mi casa está inundada! ¿Ahora qué hago?

Las inundaciones pueden ocurrir por la causa de un huracán, por la lluvia, por la lavadora de platos o por el estallido de una tubería.

 

1. La seguridad en tu hogar.

 

Si has presenciado un huracán y haz tenido que evacuar, tienes que tener en cuenta si es seguro regresar a tu casa. El departamento de seguridad de los Estados Unidos te aconseja que:

 

- Tengas siempre un sintonizador de baterías y una linterna contigo

 

- Trata de no salir a las calles hasta que los escombros se hayan retirado

 

- Salte de inmediato si sientes un olor a gas

 

2. Evita los riesgos de salud en tu hogar

 

Cuando estés de regreso a tu casa después de un huracán o inundación, tienes que tener cuidado, ya que a veces el agua puede venir de las alcantarillas. Aleja a tus hijos y mascotas fuera del área, siempre ponte botas y guantes de caucho cada vez que te acerques al agua. No olvides lavar la ropa que usaste cuando estabas en el área.

 

3. Entérate sobre el moho

 

Después de un desastre natural que se relacione con agua, la humedad en el ambiente incrementa las posibilidades de que se cree el moho en las casas. Algunas personas, especialmente las que sufren de alergias y problemas respiratorios son más sensibles, ya que les puede empeorar su condición.

 

¿Cómo puedes reconocer si es moho? Si ves que las paredes o techos están descoloridas, eso es una señal de que el moho está presente. También, si comienzas a sentir un olor a humedad, es otra señal de que pueda haber moho creciendo en alguna parte de tu casa.

 

Para que puedas solucionar este problema, limpia con detergente y seca las áreas de tu hogar que están mojadas.

 

4. Hazle un reclamo a tu seguro

 

Después de la inundación en tu hogar, ponte en contacto con tu agente o compañía de seguros para hacer un reclamo. Si ya hiciste tu reclamo y no te han contactado después de unos días, vuelve a llamar a tu compañía. Asegúrate que tienes la siguiente información a la mano:

 

- El nombre de tu compañía de seguros

 

- Tu número de póliza

 

- Tu número telefónico y tu correo electrónico, para que te puedan contactar.

 

Cuando ya haya pasado tu reclamación, toma fotos de las cosas que se han dañado para que el seguro pueda ajustar un estimado de las reparaciones.

 

5. Recupera algunas de tus posesiones sin la necesidad de un seguro.

 

Cuando ocurre un desastre natural, el departamento de seguridad de los Estados Unidos ofrece el Programa para Individuos y Familias (IHP) que le da ayuda económica y servicios a las personas que han sufrido un desastre natural. El programa toma en cuenta las propiedades que han sido destruidas o dañadas de las personas y que no están cubiertas por el seguro.

 

6. Salva las fotos, recordatorios y tesoros familiares

 

Si encuentras que tus papeles más importantes están mojados, lo primero es tener cuidado y asegúrate que no tengan moho, ya que puedes estar arriesgando tu salud. Cuando estés en esta situación, toma en cuenta que el papel mojado es muy frágil, agítalos con cuidado y deja que se sequen. Si notas que los libros, fotos y otros documentos no se han secado en 48 horas, congélalos para prevenir que le crezcan hongos.

 

7. Protege tu hogar de futuros danos por inundaciones

 

Instala en tu hogar pisos a prueba de inundaciones para prevenir que el agua entre a tu hogar. Para proteger no solo tu hogar pero a tu familia también, adquiere una póliza federal de seguro para inundaciones. Si te enteras de que hay una tormenta o huracán, eleva a 12 pulgadas todos los cables eléctricos que estén afuera y adentro de tu casa expuestos a una inundación. No olvides tampoco de elevar el calentador, la lavadora y secadora a 12 pulgadas del piso.

 

¿Has pasado por una inundación? ¿Qué pasos tomaste?

COMENTARIOS